[Columna] Café urgente para Platón

Señorío y Servidumbre ¿se equivocó Hegel?

Por Felipe Venegas San Martín
Master en ciencias

123
Georg Wilhelm Friedrich Hegel.

Uno de los pasajes más interesantes de La Fenomenología del Espíritu de Georg Wilhelm Friedrich Hegel es la Dialéctica del Amo y el Esclavo, que tendrá una importancia fundamental para la comprensión del pensamiento social.

Lo primero que nos entrega Hegel es el camino de la conciencia a la auto-conciencia en el sujeto como forma de entendimiento. La auto-conciencia es la reflexión, que desde el ser del mundo sensible percibido es esencialmente el retorno desde el ser otro. La auto-conciencia es como conciencia y para ella se mantiene toda la extensión del mundo sensible.

Una vez alcanzado el estado de auto-conciencia por parte de cada sujeto, aquél va a buscar el reconocimiento de sí mismo en su exterioridad, es decir, el reconocimiento en otros. Se trata de un deseo: El deseo de reconocimiento

fenomenologia_del_espiritu_-_hegel

En este punto es importante señalar los tipos de deseos: El animal desea cosas, y la mayoría de esas cosas están relacionadas a lo comestible. El hombre por su parte desea deseos; desea el deseo del otro a su vez, esto es el encuentro de dos conciencias enfrentadas por el deseo de reconocimiento por parte del otro.

Se produce entonces el enfrentamiento, pero no cualquier tipo de enfrentamiento; señala Hegel que este enfrentamiento de dos conciencias deseantes será un enfrentamiento a muerte. Ambos desean, pero ambos saben al mismo tiempo que sólo uno conseguirá su objetivo, es decir, la dominación del otro.

En este momento, para una de las dos conciencias deseantes, el temor será más fuerte que su deseo de reconocimiento, por lo tanto se someterá al otro permitiendo la dominación por parte de este otro. Surgirá entonces que un individuo domina y otro se somete, obedece; es decir, la dialéctica amo-esclavo

El amo encuentra su reconocimiento y ordena, y el esclavo obedece y realiza el trabajo para el amo. Sin embargo, el señor que se dedica sólo a mandar y su vida se transforma en ocio, en rutina, en una vida no creadora. En cambio el esclavo que trabaja, a través de esta labor crea cultura, por cuanto para Hegel la cultura y la realización de la historia humana se basa en el movimiento, en el movimiento del hacer. Es lo que Hegel llama Bildung, o sea el hacer cultura a través del hacerse a sí mismo.

En cuanto al amo, éste se percata de que el reconocimiento por el cual él ha luchado, es un reconocimiento falso, vacío, por cuanto quien reconoce es un esclavo, es decir, es reconocido por una conciencia sometida, por lo tanto que no es en sí, no es nada, es un esclavo.

Por tanto para Hegel será el esclavo el creador de la cultura y de la historia; será el motor de la historia y al hacer esta cultura y al quedar el amo completamente ocioso, el esclavo someterá al amo revirtiendo el anterior orden y así sucesivamente.

Este formidable hallazgo de Hegel no pudo hacer otra cosa que iluminar el pensamiento del joven Marx, quien elaborará su concepción respecto a la figura del proletario y del triunfo de la sociedad socialista basada en la centralidad del trabajador como el individuo y la clase social que por el devenir de la historia está llamada a dominar, a triunfar sobre el señorío hegeliano y alcanzar la sociedad creadora y renovadora que terminara con la dialéctica; es decir, la sociedad socialista.

Sin embargo pese a toda la riquísima elaboración hegeliana a partir de su Dialéctica del amo y el esclavo, lo que la historia, elemento fundamental para comprender su filosofía, nos ha demostrado como la más terrible evidencia es que la cultura triunfante, la que se impone ha sido la cultura de los amos, es decir de la burguesía, tal vez porque el elemento fundamental del Bildung hegeliano era no sólo la creación cultural a través del trabajo, sino la apropiación intelectual de éste, que no es otra cosa que la educación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s